Impuesto de circulación en 2021: todo lo que necesitas saber - Low-Cost Renting - Agencia de alquiler de furgonetas
Alquiler, furgonetas, Barcelona, Badalona, Montigalá, 24, 7, horas, días, barato, mercedes, sprinter, vito, citan, tourer, largo, larga, mediana, calidad, low, cost, renting, conductor, instante
18173
post-template-default,single,single-post,postid-18173,single-format-standard,bridge-core-1.0.4,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,qode-theme-ver-18.0.8,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.7,vc_responsive

Impuesto de circulación en 2021: todo lo que necesitas saber

Tener un vehículo propio trae sus convenientes e inconvenientes. Por una parte, es importante resaltar de que si dispones de un coche o una furgoneta como herramienta de trabajo, no te queda otro remedio que optar por comprar uno o plantearte un renting. 

Según un estudio realizado por Fintonic, la mayoría de la población española invierte alrededor de 2.000 euros anuales en mantener su vehículo al día. Además, hay que incluir los gastos como el seguro del coche, las tasas, la ITV, el mantenimiento y por último el impuesto de circulación. 

Durante este artículo, queremos enfocarnos en la tasa del impuesto de circulación, de qué trata y cómo puedes ahorrar dinero pagando el impuesto de circulación. 

Un impuesto obligatorio para casi todos

El impuesto de circulación es una tasa que se aplica en todo España y que se debe pagar obligatoriamente al ayuntamiento de tu municipio y que consta en la Jefatura Provincial de Tráfico. 

Cada ayuntamiento puede establecer bonificaciones a la cuota, lo que se traduce en cantidades diferentes según donde vivas

También es conocido como el Impuesto sobre Vehículos de Tracción Mecánica, IVTM. Con el impuesto de circulación pagado, queda registrado de que puedes circular con tu vehículo propio por las carreteras, lo debemos pagar casi todos los conductores una vez al año. 

¿Cuánto cuesta la tasa de impuesto de circulación?

Como hemos comentado anteriormente, el precio de la tasa del Impuesto de circulación depende del municipio en que residas y el tipo de vehículo, ya que los precios varían según si conduces un turismo, autobús, camión, o un remolque.

En el caso de las motos, el precio de la tasa varía acorde a las cilindrada de tu moto. Cuanta más potencia tiene, más caro sale pagar el impuesto de circulación anual. 

Tasa del impuesto de circulación motocicletas en 2021

Ciclomotores o vehículos de menos de 49cc: 8,39 euros

Motocicletas con 125 cc: 8,39 euros

Motocicletas con 125 cc a 250 cc: 14,38 euros

Motocicletas con 250 cc a 500 cc: 28,78 euros

Motocicletas con 500 cc a 1.000 cc: 58,16 euros

Motocicletas con 1.000 cc: 117,53 euros

Precio impuesto circulación de los coches en Barcelona (2021)

Los impuestos de los vehículos, en concreto los coches, se calculan a través de una potencia fiscal que hace una media con la cilindrada, el número de cilindros y el ciclo. 

Las diferencias entre lo que pagan unos y otros conductores pueden llegar a ser de unos 280 euros de diferencia. Lo normal es que los precios más elevados de las tasas se den en las capitales de provincia mientras que las localidades más pequeñas tienen cifras más contenidas.

 

 

Tarifas del impuesto de circulación para coches en Barcelona

A continuación adjuntamos los precios del Impuesto de Circulación de tu coche en Barcelona. 

◦ Turismos y vehículos mixtos de 6 a 9 plazas (conductor incluido)

◦De menos de 8 caballos fiscales: 23,47 euros

◦De 8 a 11,99 caballos fiscales: 64,06 euros

◦De 12 a 15,99 caballos fiscales: 136,69 euros

◦De 16 a19,99 caballos fiscales: 172,05 euros

◦De 20 o más caballos fiscales: 217,28 euros

Tarifas de impuesto de circulación para vehículos industriales en Barcelona

◦ Autobuses, furgonetas autorizadas para transportar más de 10 personas, incluido el conductor y vehículos mixtos de 10 o más plazas autorizadas incluido el conductor:

◦De menos de 21 plazas: 166,60 euros

◦De 21 a 50 plazas: 237,28 euros

◦De más de 50 plazas: 296,60 euros

◦ Camiones, furgonetas autorizadas hasta 10 plazas, incluido el conductor y vehículos mixtos de hasta 5 plazas autorizadas (incluido el conductor):

◦De menos de 1.000 Kg de carga útil: 84,56 euros

◦De 1.000 kgs a 2.999 Kg de carga útil: 166,60 euros

◦De más de 2.999 hasta 9.999 Kg de carga útil: 237,28 euros

◦De más de 9.999 kg de carga útil: 296,60 euros

¿Qué vehículos no deben pagar el impuesto de circulación?

Hay algunos vehículos que no tienen la obligación de pagar el impuesto, son los siguientes:

  • Personas con movilidad reducida
  • Aquellos que se dedican al transporte público de viajeros
  • Aquellos vehículos de uso agrícola
  • Los conductores de ambulancias
  • Vehículos con matrículas diplomáticas
  • Vehículos clásicos o históricos de colección

El resto de los vehículos no incluidos en la lista, deberán pagar a tasa, el cual normalmente les llega una carta de pago entre los meses de mayo y junio. 

 

La carta que te llega del ayuntamiento

Esa mismísima carta es el impuesto de circulación, normalmente suelen ser enviados a mediados del año. Ahí, figurará la cantidad que debemos pagar por nuestro vehículo, el cual varía según los caballos fiscales (CVF) que se calculan con la cilindrada del motor y el número de cilindros que lleva: generalmente cuanto más potencia tiene el vehículo y más caballos tiene, más tendremos que pagar en el impuesto. 

El segundo factor que varía el precio de la tasa es donde se ha registrado tu vehículo. El impuesto de circulación es una concesión hecha a los ayuntamientos, que tienen el poder de fijar las tasas que crean pertinentes dentro de unos márgenes que van desde el 25% hasta el 200%.

Trucos para ahorrar dinero en el impuesto de circulación

El primer consejo para ahorrar en el impuesto de circulación es empadronarse en un municipio donde la tasa sea más baja, pero deberás demostrar que vives ahí con al de llevarlo a cabo. Normalmente te piden las escrituras de tu domicilio o el contrato de alquiler de la vivienda. 

Ahorra tasas con un vehículo clásico

La segunda opción para ahorra dinero pagando el impuesto de circulación es tu coche como modelo clásico siempre y cuando tengan más de 25 años. Pero para realizarlo, tendrás que demostrar al ayuntamiento que resides en la localidad donde quieres registrarlo y adjuntar la ficha técnica.

Es importante resaltar de que hay municipios que te exigen matricularlo, al mismo tiempo, como vehículo histórico y este es un trámite que también tendrías que abonar.

La forma definitiva para evitar pagar el impuesto de circulación

Consideramos que esta es la forma definitiva porque hablando en general, el motivo de las tasas y los impuestos, es dar voz a lo importante que es tener en cuenta la contaminación de los vehículos en nuestras ciudades y como utilizar estos vehículos, supone un gasto para nosotros. 

Si decides comprar un vehículo nuevo, te aconsejamos que te plantees bien la idea de comprar un vehículo eléctrico, híbrido o de gas. Estos tipos de modelos de vehículos son los que vamos a ver en el futuro automóvil y estamos viendo hoy en día en nuestras calles. Si estás pensando en comprar un vehículo “verde”, ten en cuenta de que podrás llegar a aplicar bonificaciones del 75% a la hora de pagar tasas e impuestos. 

¡Compártelo!